Últimos temas
» Forever is only the beginning [Normal]
Miér Oct 12, 2016 7:04 am por Invitado

» Ultimam Voluntatem [Normal]
Sáb Ago 06, 2016 6:00 am por Invitado

» A shot of tequila with: Xanandria M.
Mar Jul 26, 2016 8:49 pm por Brittany S. LeBlanc

» Beyond the stars - CAMBIO DE BOTÓN - NORMAL
Lun Jul 25, 2016 3:18 pm por Invitado

» Beyond the stars - NORMAL
Vie Jul 15, 2016 6:59 am por Invitado

» Paris Je T'aime # Afiliación Élite
Miér Jul 13, 2016 4:01 pm por Invitado

» Lakewood University -Afiliación NORMAL
Mar Jul 12, 2016 10:31 pm por Invitado

» My girls... (0/2)
Lun Jul 11, 2016 7:54 pm por Brittany S. LeBlanc

» Pide Rol
Sáb Jul 09, 2016 11:54 pm por Rex Hanson

» Registro de Club
Jue Jul 07, 2016 8:16 am por Helena O. Collins

» Registro de PB
Jue Jul 07, 2016 8:16 am por Helena O. Collins

» Registro de carrera
Jue Jul 07, 2016 8:15 am por Helena O. Collins

Afiliados
Brothers
Sources
Social Networks
Elite
The New York City

Destiny A. Hopkins, ID

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Destiny A. Hopkins, ID

Mensaje por Destiny A. Hopkins el Jue Mayo 12, 2016 10:32 pm

Destiny A. Hopkins
Destiny Adelaide Hopkins
22 años, 26 de Enero de 1994
Bioquímica, 3er año.
Inglesa
Heterosexual
Beta Psi
Josephine Skriver
En la vida se pierde más por miedo que por intentar.

Descripción psicológica
A simple y a primeras, y porque la educación se lo enseñó, Destiny parece ser la clase de chica a la que le gusta sobresalir por sobre las demás en cuanto a belleza respecta; no porque sea un ángel caído del cielo, si no que su feminidad lo hace ver. Cada que la ves sola, y si no la conoces lo suficiente (muy pocas personas la conocen lo suficiente), pensarás que es una chica seria, que se concentra en lo suyo y solo lo suyo, por lo que no sorprendería si costase acercársele; y la realidad no está muy alejado de aquello.

No busca caerle bien a medio mundo, pero tampoco se niega a socializar (con personas a las que con anterioridad no haya tachado como un dolor de cabeza). Sin embargo, no es la clase de persona a la que te puedas acercar fácilmente, su mirada, su tono, su forma seca de responder puede hacérsele trabajo difícil al otro para tratar, pero si te esmeras y ves que esboza una tenue y divertida sonrisa significa que vas por buen camino. Le es indiferente lo que piensen de ella y, como no busca caerle bien a nadie, no hace lo que le piden si es que no quiere. Ella hace lo que quiere, y sabe lo que quiere..., al menos la mayoría de las veces.

No te echará apenas te acerques, pero si no tienes nada útil que decir, entonces te pedirá que te retires con la mirada. Sí, es muy expresiva con su rostro, y no busca para nada caerle bien a medio mundo, así que no anda por la vida regalando sonrisas; si algo no le gusta lo hace notar y no se anda con rodeos. A la vez, si algo le gusta, prepárate para un desborde de alegría en un río conocido como su sonrisa. Es expresiva en cuanto a emociones positivas, ya sea con amigos, familiares, o algo más íntimo; sin embargo, en sus momentos de debilidad, intenta evitar a la mayor cantidad de gente posible y refugiarse en sus pensamientos, pero eso muy pocas veces porque en realidad ella casi no vive dramas.

Le gusta rodearse de personas con las que se sienta cómoda, y solo con estas personas, si es que amerita el momento, es capaz de emborracharse, compartir anécdotas, y doparse (no es como si lo hiciese mucho, porque no).  Con sus amigos es muy selectiva, pero es tan leal y dispuesta con ellos que parece ser una muy buena amiga, y lo mejor de todo, es que una vez que se le conoce se ve su faceta divertida. Si es que hay dramas, y no son suyos, permanece neutra, y es objetiva y todo ese asunto de la justicia. Además, es directa y honesta, y ambos adjetivos van creciendo de nivel a medida la confianza y la cercanía crezcan.

Sus amigos son realmente pocos, pero ninguno es tan importante como para que influya en sus decisiones. MUY independiente, muy extraña. Usualmente no se atreve a hacer cosas nuevas si no tiene influencia de amigos más "alocados" que ella. Claro, le pica la curiosidad hacer esto y esto otro, pero hacerlo sola a la vista de todos sería exponerse a ser el centro de atención; como si gritara “mírenme”, cuando en realidad no quiere ser vista, no del modo equívoco.

Es realista, pero no lo suficiente como para parecer la clase de persona negativa y hostigosa que siempre hay. Por lo general sus ideas, pensamientos, y opiniones, se los guarda, porque si no se lo piden, no es como si les interesara. De pocas palabras, pero precisas y necesarias cuando las dice. Es la clase de pensadora que al decirte algo te deja un razonamiento.

Sus elecciones y decisiones sorprenden a los demás, tanto conocidos como gente cercana a ella. Pero es porque es así, porque no le gusta enfocarse en lo que hace, ni darle mucha esperanza. Más que nada es con el objetivo de no ilusionarse y esperar demasiado, o que los demás se enteren y que luego no resulte y sientan pena por ella. No es porque no le gustaría que sintieran pena por ella, es simplemente que no le gustaría que los demás sientan algo por ella.

Respecto a gustos, su concepto de heterosexualidad es muy acertado. Dicho está: ella sabe lo que quiere, y hace lo que quiere, y si un día decide tener relaciones con otra chica, no hay que pensar que es otra cosa más allá de algo carnal. Lo sentimental y romántico no le va; posiblemente sea porque la idea de ser una pareja cursi no le agrada del todo. Su único historial amoroso fue en el año 2012, cuando tenía 18 años de edad. Él terminó con ella después de un año y tres meses de relación, tras haber hecho énfasis en que ella era insensible. No era cierto, en ese instante ella recuerda mucho dolor, solo que no expresarlo no significaba nada para ella en ese entonces; realmente lo quiso, y se sintió completamente decepcionada. De ahí a que tenga serios problemas en abrirse y entregarse al amor. No es empalagosa, no es romántica, pero sí es buena pareja; es considerada, divertida, creativa, y apasionada.
Historia
Producto de una mala historia de amor, donde su madre actuó como incrédula y creyó estar enamorada de un hombre que no buscaba nada más que una aventura desahogante, manipulándola con falsas promesas e ilusiones, nació Destiny, un frío veintiséis de enero de 1994, en la capital inglesa.

La pequeña recién nacida se crio sin padre, pero su madre, Amelie, se las ingenió para que Destiny no preguntara por su presencia. Como su madre se ganaba la vida en un prestigioso y privado hospital como doctora, el sustento económico no faltó, incluso para ser solo una la que aportase, sobraba. De clase social alta, Destiny se crio como si fuese una princesa. Puede que no haya tenido el apoyo de su padre cuando lo necesitara, pero tenía a su abuela, a su abuelo, y a su madre; tres personas fundamentales para su vida diaria. La madre le enseñaba el mundo moderno, el amor, y la comunicación; su abuela le proporcionó educación inglesa de la antigua, de esas de los años de la guerra fría, y su abuelo, tan conservador como era de esperarse, le relataba historias, hacía que su imaginación, capacidad oral, y objetividad, creciera. Y así, con todos esos componentes, la base de la vida de Destiny se irguió. Por su puesto que le faltaba eso que un padre le entregaría, espontaneidad, protección, chistes y diversión.

Y, como sus amigas tenían a un padre y a una madre, Destiny no tardó en preguntar dónde se hallaba el suyo, a lo que su madre, con los labios apretados, le respondió que simplemente no sabía su paradero, pero que tenía una foto en la que se veía lo atractivo que era. Actualmente la castaña tiene un baúl con toda la información posible de su padre, no es como si esperase encontrarlo, porque no lo buscaría, pero sí le fascina la idea de armar un rompecabezas con lo que es su vida.

Desde muy pequeña demostró su interés por lo que le rodeaba, y su curiosidad por saber cómo las cosas sucedían. Jugaba con niñas de su clase, y hacía cualquier actividad como si fuese una persona para nada extraordinaria. Pero ya que tenía las facultades, los abuelos y la madre de Destiny decidieron inscribirla en lo que era las bellas artes; es así como entonces, a sus siete años de edad, la castaña comenzó a tocar el cello, el violín, el piano y el arpa. Claro que mucho tiempo después se pudo perfeccionar y tocar sin mucha dificultad. Prácticamente vivía lo que su familia le decía que hiciera, y ella lo hacía porque no le molestaba; sin embargo, sí hubo una etapa en su vida en la que se dio cuenta de que en realidad no le gustaba del todo la música clásica, tan tranquila, y pacífica. Esa etapa en la que el niño deja de ser niño y comienza a desarrollar su propia personalidad.

Comenzó a pedir. Recuerda que pidió su primer viaje, y pidió viajar con sus amigas de la primaria. Apenas tenía doce años, y como quiso, se lo cumplieron. Fue en aquel viaje en el que la pequeña Hopkins se dio cuenta de que disfrutaba todo lo que hacía si ella lo elegía. Probó muchas cosas, tantas como le fuesen posible, para satisfacer su deseo de conocimiento y no quedarse con lo primero que intentó. Ignorando las actividades extracurriculares, a sus quince años su lado científico biológico tuvo un boom, y comprendió lo divertido que podría ser trabajar en laboratorios, descifrando ADN, descubriendo curas, y redescubriendo cosas por sí misma.

Ella quería ser un aporte para su comunidad, y su familia estuvo de acuerdo con cualquier decisión que tomase porque entendían que sería la correcta. Destiny fue, y es, muy considerada. Sabía acerca de enfermedades, acerca de las malas experiencias que otras personas podían pasar, y es por esto que desde joven se animó en apoyar campañas, sea como fuere. Donó su cabello a caridad, como para ejemplificar; y para cuando tuvo la suficiente edad, aquella en la que solo puedes manejar el dinero, de la mesada que le daban (mil quinientos dólares) siempre invertía en ONGs, siendo la primera una que apoyaba a los niños con leucemia. Claro a su madre no le gustaba la idea de que su dinero lo invirtiera en cosas que no fuesen a beneficio propio, porque si se lo pedía, ella podía darle el dinero que quisiese para aportar. Es entonces que, además de concentrarse en sus estudios, se enfocaba en los demás, para que después ser ella quien pueda ayudar directamente.

Durante su adolescencia se destacó muchísimo en lo que es el baile, no el ballet, que en cuanto lo vio lo descartó por ser tan emotivo (no porque no le gustase, sino porque ella no podría entregar tanto); se destacó en lo que es el baile de energía, de fuerza, y diversión: el hip hop.  Allí conoció a gran cantidad de gente, pero incluso después de iniciarse con ellos nunca se sintió como en familia. Simplemente lo disfrutaba, y era tanto, que después de tres años completos en dedicación, a sus diecisiete, logró clasificar como equipo y solista en una competencia nacional, en la que en ambos casos salió victoriosa.  

Gracias su destacada participación, a sus logros en clases, y posiblemente a su familia, Oxford le abrió las puertas. Sin embargo, Destiny declinó al no querer seguir el linaje de la familia, al querer alejarse de lo tradicional, y a su mayoría de edad se aventuró y viajó completamente sola a Palo Alto, California, Estados Unidos. Sabía que posiblemente sea una mala idea, después de todo no es tan extrovertida como quisiera, pero también sabía que tarde o temprano se lograría sentir como en hogar estando allí, donde las oportunidades no faltan.

Actualmente cursa tercero de bioquímica, recibe dinero de su familia y se gana el suyo participando en campañas publicitarias (modelando). Tiene un nuevo equipo de baile, y las ONGs a las que aporta aumentaron a tres en total: una beneficia a las madres solteras que necesitan sustento económico; otra para las personas, especialmente adolescentes y niños, que sufren bullying, y la última para los niños con leucemia y cáncer en general.




Familia
Amelie Hopkins, madre (49)
Arthur Hopkins, abuelo (82)
Stella Griffin, abuela (79)
Gustos
  • Las frituras
  • El baile
  • El bosque
  • Las películas de ciencia ficción, de sátira, y de suspenso
  • Los chicos tatuados
  • La cerveza
  • Ayudar por caridad
  • La lluvia
  • El té
  • Disgustos
  • Gente egoísta.
  • Gente común.
  • Los dramas.
  • Las fanáticas.
  • Las personas que fingen estar enamoradas cuando en realidad solo están por conveniencia.
  • El clasismo.
  • El café.  
  • Cosas muy empalagosas.
  • Otros datos
  • Trota todos los días por las mañanas.
  • Un signo de que se encuentra nerviosa es un tic con la pierna.
  • Otro signo de que se encuentra aburrida es jugar con su cabello.
  • Canta en la ducha.
  • A sus once años tuvo una roca de mascota y la perdió.
  • No ha fumado y no piensa hacerlo nunca.
  • El coqueteo no va con ella…, a no ser que realmente tenga interés en algo y alguien.
  • avatar"
    Mensajes : 55
    Dólares : 40
    Miembro de Beta Psi
    Miembro de Beta Psi
    Ver perfil de usuario

    Volver arriba Ir abajo

    Re: Destiny A. Hopkins, ID

    Mensaje por Helena O. Collins el Jue Mayo 12, 2016 11:35 pm

    Expediente aceptado
    PUEDES PROCEDER CON TU EXAMEN DE ACCESO A UNA FRATERNIDAD.


    BELIEVE IN YOURSELF
    avatar"
    Mensajes : 106
    Dólares : 162
    Localización : El Campus
    Miembro de Beta Psi
    Miembro de Beta Psi
    Ver perfil de usuario

    Volver arriba Ir abajo

    Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

    - Temas similares

     
    Permisos de este foro:
    No puedes responder a temas en este foro.
    CENSO
    Gamma Roar
    03
    Líder
    -
    Sub
    -
    Kappa Phi
    08
    Líder
    Columba E. Bradbury
    Sub
    A. Erin Geldof
    Phi Omega
    02
    Líder
    -
    Sub
    -
    Alpha Phi
    04
    Líder
    E. Gale Wayne
    Sub
    -
    Eta Chi
    02
    Líder
    -
    Sub
    -
    Beta Psi
    03
    Líder
    -
    Sub
    -
    Universitarios
    00
    Ciudadanos
    03
    Personal
    00
    CRÉDITOS
    Aquí los créditos del foro.